miércoles, 27 de abril de 2016

Paul Morphy


Paul Charles Morphy   (22/6/1837 - 10/7/1884).


        Nació en Nueva Orleáns en el Estado de Luisiana, en el seno de una familia hispano-irlandés y madre francesa. Comenzó a jugar el ajedrez a los 10 años con su familia: abuelo, padre, hermano mayor y su tío Ernest y a los 12 ya derrotaba al maestro local Ruso y poco después derrotaría a Löwenthal en gira por el sur de los Estados Unidos.
   Paul era ya un maravilloso niño prodigio, que asombraba a su familia por su portentosa memoria, que todo lo registraba. Su juego se distinguía por su inventiva, además de la exactitud en el cálculo y la metódica realización de sus planes. Pero lo esencial era que, gradualmente en el jugador más erudito de su tiempo. Licenciado en Leyes a los 20 años en La Universidad de Luisiana.  Llegó a dominar a parte del Inglés, varios idiomas (Francés, Español, Alemán) y a estudiar libros de aquel tiempo de: Philidor (Analyse de Philidor y La revista La Regence) , Staunton (Chess Player´s Chronicle), Anderssen (Deutsche Schachzeitung y diversa publicaciones) , Bilguer (400 páginas del Chess Handbook) , …etc.   Sobresale en el Congreso Americano de Ajedrez organizado en Nueva York participando 16 destacados ajedrecistas.   Como en el torneo de Londres se adoptó el sistema K.O. por eliminatorias con mini encuentros entre los participantes, a 3 victorias y la final a 5.   Morphy se clasifica para la final (¡9 victorias y 1 tabla!) con el famoso maestro Alemán Luis Paulsen (+5-1=2) a quien le gana, proclamándose Campeón de los Estados Unidos.
“La Leyenda Americana”, considerado como uno de los más destacados genios del ajedrez mundial: Paul Morphy , quién anhelaba jugar con el rey de los 40´s en ese entonces era Stauton, a quien Paul invita visitar América , pero Stauton le rechazó.  Morphy por tal razón decide visitar Europa.    En 1858 llega a Inglaterra y vence brillantemente a Löwenthal  (Morphy tendría entonces un noble gesto : ¡el dinero del premio que ganó lo invirtió en muebles para la vivienda de su oponente por los pocos medios con que contaba¡) ;   insistiendo sin lograr concertar el match con al campeón inglés.  Fischer comenta : “ Stauton temía, por lo visto, enfrentarse a Morphy y creo que sus temores eran fundados. Morphy le había vencido, pero no hubiera sido un match unilateral, como creen muchos escritores, hubiera sido una gran lucha”.
   En septiembre de 1858, Morphy vence al Campeón de Francia, en París a Daniel Harrwitz (+5-2=1).  Dignamente y al fin Morphy consigue acordar un “match amistoso” con Anderssen en Diciembre de 1858 en París, ante las expectativas de estos dos monstruos  (dos continentes),  el ajedrez mundial tiene un gran match en donde el vencedor fué Paul Morphy (+7-2=2).
      En su regreso a Nueva York, Morphy es aclamado triunfalmente ante un público con 2000 personas apróx. , con carteles y nombres de oponentes derrotados, con himno nacional, recibiendo de regalo: una mesa de madera rosada, con incrustaciones de plata y perlas, con un tablero de ajedrez con madreperla y ébano, con piezas de oro y plata y un pedestal de cormalina; un reloj de oro y brillantes con cifras de hermosas piezas de ajedrez. ¡Era la primera vez que se galardonaba a un ajedrecista y se recibía a un héroe con honores nacionales!.  
         Este genio tenía un concepto distinto del ajedrez a la mayoría de los jugadores que existían, y en su regreso de la gira por Europa se expresó así:
     “No es sólo el más encantador y científico sino también el más moral de los entretenimientos.  A diferencia de otros juegos, en los que el lucro constituye propósito y finalidad de los participantes, el ajedrez se recomienda así mismo a los sensatos, merced al hecho de que sus simuladas batallas se llevan a cabo sin buscar premio ni honor alguno. Indudablemente es el juego de los filósofos.  Dejad que el tablero de ajedrez sustituya al tapete verde de los naipes y en seguida se apreciará una enorme mejora en la moral de la comunidad...  como esparcimiento tras las duras pruebas a que nos somete la vida, merece las mayores alabanzas”.
          Desafortunadamente  Morphy abandona la arena del ajedrez a los inicios de los 60´s y sufre en la Guerra de Secesión en los Estados Unidos, síntomas de trastorno mental ..., La humanidad pierde a un Gran genio del ajedrez mundial...el Campeón del Viejo Mundo, fallece a los 47 años.

Opiniones  respecto  a  Morphy

Los periódicos decían:   
“Morphy domina el secreto de su invencibilidad“

De La Bourdonais:
“Para mi luchar contra este hombre es inútil, dada su tremenda fuerza. Su precisión, como un mecanismo, siempre resultan mortíferos”.

Anderssen:
“Morphy trata el ajedrez con la seriedad y la conciencia de un artista….Para él el ajedrez es un deber sagrado”.

Euwe: “ si el rasgo distintivo de un genio es que se encuentra mucho más avanzado que su época, entonces Morphy era un genio ajedrecístico en el más pleno sentido del término”.

Lasker: “ En Paul Morphy  se reencarnó el espíritu De La Bourdonnais, en forma aún más fuerte, firme  y orgulloso. Morphy descubrió que la brillante jugada del maestro está, en esencia, condicionada no por una repentina  e inexplicable iluminación, sino por la situación de las piezas en el tablero. Introdujo la regla según la cual las jugadas brillantes y las profundas maniobras ganadoras sólo son posibles en aquellas posiciones en las que el rival puede oponérsele un exceso de energía activa. Desde las primeras jugadas, Morphy trataba de poner de manifiesto la energía interna contenida en sus piezas. Lo cierto es que, de repente, sus piezas poseían mayor dinamismo que las fuerzas enemigas”.

Capablanca: “Al revisar la historia del ajedrez, desde La Bourdonnais hasta los maestros actuales, como Lasker, descubrimos que el mayor estilista fue Morphy. No buscaba combinaciones complicadas, pero tampoco las evitaba, lo que es la forma correcta de jugar. Su principal fuerza lo constituye no su habilidad combinativa, sino su juego posicional y su estilo. Morphy lograba la mayoría de sus victorias jugando de forma simple y directa, y este método sencillo y lógico es lo que constituye la verdadera brillantez de su juego, al menos si lo consideramos desde el punto de vista de los grandes maestros”.
Alekhine: “ ¡Cuánta más vivida y más rica se nos parece la figura de Morphy, cuánto más claro es el secreto de su éxito, si nos trasladamos a la época en que vivió y creó, si nos tomamos las molestias de estudiar, siquiera un poco, a sus contemporáneos! Sigamos su paso por Londres y, sobre todo por París, donde las tradiciones de Philidor seguían vivas, donde las inmortales creaciones de La Bourdonnais y McDonnell permanecen en nuestra memoria, en un tiempo, en fin, en el que seguía vivo Anderssen y en el que sólo con brillantez apenas podía sorprender a nadie. La fuerza invencible de Morphy, ésa fue la razón de su éxito y la garantía de su inmortalidad”.

Botvinnik: “ Hasta hoy, Morphy es un maestro insuperable en el juego abierto. Para comprender cuán grande fue su significación, basta constar la evidencia de que nada sustancialmente nuevo se ha creado en ese campo desde Morphy. Cada jugador  (del principiante al maestro) debería reproducir, una y otra vez, las partidas del genio norteamericano “.

Fischer:  “ Una teoría popular es que si Paul Morphy regresase hoy al ajedrez, y jugase contra los mejores jugadores contemporáneos, perdería. Nada está más lejos de la verdad. En un match, Morphy vencería hoy a cualquier jugador vivo.   Morphy era quizá el jugador más preciso de cuántos han vivido. Tenía una visión completa del tablero y nunca cometía errores, a pesar de que jugase con mucha rapidez, pues sólo en raras ocasiones necesitaba más de cinco minutos para decidir por una jugada, mientras que sus oponentes, por entonces, a menudo se tomaban horas”.

Smyslov: “ No hay duda de que para Morphy el ajedrez era un arte, ni de que para el ajedrez Morphy era un gran artista. Su juego estaba formado por la frescura de pensamiento y una inagotable energía. Jugaba con inspiración, sin molestarse por penetrar en la psicología de su oponente. Jugaba, si podemos expresarlo así, un ajedrez puro. Su armonioso comprensión posicional y una profunda intuición  hubieran hecho de Morphy un oponente muy peligroso incluso para los más calificados jugadores de nuestra era”.

¿Cuál era el secreto de la invencibilidad de Morphy?
Kasparov:
“Creo que en su caso se conjugaba un talento natural y una brillante erudición. Su juego constituyó  el siguiente paso hacia una fase más madura en el desarrollo del ajedrez. Morphy tenía un fuerte “instinto posicional” innato y por consiguiente, puede considerársele como el “primer prototipo” de fuerte gran maestro del siglo XX. Como ya había sucedido con Philidor, Morphy estaba muy por delante de su tiempo.
Se diría que cada Campeón del mundo considera a Morphy bajo el prisma de su propio enfoque del ajedrez. Cada uno de ellos encontró en él la fuente de su propia fuerza. Aún así, más allá de todo lo ya dicho, Morphy puede considerarse el verdadero padre fundador del ajedrez moderno”.
Ver Análisis:

miércoles, 20 de abril de 2016

Adolf Anderssen

Karl Ernst Adolf,Anderssen(1818-1879) nació en Breslau   ( Alemania ) actualmente Wroclaw, Polonia. Uno de los más destacados maestros del ajedrez romántico del siglo XIX.  “El genio de la combinación”.

El incansable Staunton organiza el “Primer Torneo internacional” como mencionabamos anteriormente, ocasión que le brindaba la 7a. Exposición Universal de Londres (1851) invitando a los mejores ajedrecistas de Europa ( en América no había jugadores destacados ) : el desconocido Anderssen resulta triunfador del Torneo. Surge entonces el Nuevo rey del Ajedrez mundial, uno de sus mayores logros al final de su vida fué el Torneo Baden-Baden (1870) por encima de Neumann,Blackburne y Steintz su viejo rival. Brillante su genial partida "La Inmortal".


Howard Stauton


LOS PRIMEROS CONCEPTOS POSICIONALES.- A la muerte prematura de MacDonnell y De La Bourdonnais, (sin duda alguna éste ultimo detectaba más triunfos estratégicos), la polémica entre la rivalidad de Inglaterra y Francia es retomada por Howard Staunton (1810-1874) y Pierre Charles de Saint-Amant (1800-1872). Match donde por primera vez se utilizaron asistentes (Wilson, Evans y Worrell) y donde se inventó la apertura Inglesa. Staunton organiza el "Primer Torneo Internacional de ajedrez”Howard Staunton (1810-1874) nació en Westmoreland, Inglaterra. Aprendió a jugar el ajedrez relativamente tarde y aunque no conoció personalmente a MacDonnell y De La Bourdonais, a principios de 1840 ya era claramente superior a sus rivales. Erudito de las aperturas cuyo gambito lleva su nombre: 1.d4, f5 2.e4?¡ Fischer: “Staunton era el más profundo analista de aperturas de todos los tiempos. Era más teórico que jugador, pero aún así era el jugador más fuerte de su época. Al reproducir sus partidas he descubierto que son absolutamente modernas. Mientras que Morphy y Steinitz rechazaban los fianchetos, Staunton los adoptaba. Además entendía todos los conceptos posicionales que le son tan queridos a los jugadores modernos, y así con Steinitz, debe ser considerado el primer jugador moderno”. Erudito especializado en Shakespeare y editó: Chess Palyer´s Chronicle (1841-1854), Chess Praxis (1860), Chess Plares Handbook (1849) y de cuyo mérito dan fé a las 18 Ediciones en los 70 años siguientes. Columnista en el periódico Ilustrated London News (1845-1874), adoptó las célebres piezas “ Staunton”.Veámos la siguiente partida:P. Saint-Amant vs. H. Staunton, París 1843. Match 21a. partida. Defensa India de Dama (E14)

De La Bourdonais



Louis Charles Mahé De La Bourdonnais (1798-1840) , Francés proclamado en 1824 como “el ajedrecista más grande de Europa”. En 1833 publicó el manual “ Nuevo esbozo del juego del ajedrez” , donde por primera vez se enseñaba a trabajar de manera independiente con un libro de ajedrez , así como aprender a calcular variantes. Fundador en 1836 de la primera revista del mundo consagrada al ajedrez “ Le Palaméde ”. Jugador de aguzado estilo combinativo, desde las primeras jugadas acostumbraba a plantear una feroz batalla , citando su provocador Gambito. 1.e4 , e5 2.f4 , exf4 3.Cf3 , g5 4.Ac4 , g4 5.Cc3?¡ (sino 5.Ce5, lo mejor es el Gambito Polerio-Muzio. 5.0-0) 5. …,gxf3 6.Dxf3 a) 6. …, Ah6 7.d4!, Cc6 8.0-0, Cxd4? 9.Axf7+, Rxf7 10.Dh5+, Rg7 11.Axf4 b) 6. …, Cc6 7.d4, Cxd4 8.Axf7+,Rxf7 9.Dh5+,Rg7 10.0-0 con ataque de las blancas. c) 6. …,d6! 7.d4, Ae6! Surgió entonces, el “Maratón de Wetminters” Londres ( 1834-35 ) , considerada la primer gran batalla por la Corona Mundial entre Alexander McDonnell y De La Bourdonais o primer match oficiosos por el Campeonato del mundo. De La Bourdonnais fué el vencedor con el resultado: +45-27=13 ( según otras fuentes +44-30=14). Veámos la siguiente partida: McDonnell – De La Bourdonnais. Londres 1834, cuarto match 16ª. Partida. Defensa Siciliana (B32): 

La Escuela Italiana y Philidor


Francois André Danican Philidor (1726-1795), ajedrecista sobresaliente, compositor musical, fundador de la ópera cómica francesa. Elaboró ¡100 años antes que Steinitz! un cierto número de principios que rigen el el juego, publicados en su famoso libro "L'analyse du jeu des Éches" con más de ¡100 ediciones en total!. Por primera vez se hablaba de un "Plan de posiciones" tema que dió lugar a su teoría de peones. "Los peones son el alma del ajedrez, de sus reglas y de su disposición depende el éxito del ataque o de la defensa. El arte de jugarlos decide el sino de la partida". En lo sucesivo, las piezas se desarrolarían detrás de los peones aquí se encierra, en una palabra, el plan de juego de Philidor. reducido a un ejemplo de su libro, he aquí la ilustración de su tesis:

El Ajedrez del Siglo XVI


Las etapas del desarrollo en el arte del ajedrez son similares al camino que cada ajedrecista recorre desde principiante a las categorías superiores. La manera de jugar en el Siglo XVI y XVII era de forma subconsciente:
“Otorgando libertad a los acontecimientos, jaque en la primera ocasión que se presente, introduciendo de inmediato la dama en la lucha, sin pensar mucho en el desarrollo de las piezas, tramando impetuosos ataques al rey, combinaciones con éxito o desastrosas, nivel  defensivo muy bajo y ausencia absoluta de cualquier tipo de plan profundo”.

martes, 19 de abril de 2016

PREPARACIÓN

"Cuando un hombre tiene un don y no puede usarlo, ha fracasado"  -Thomas Wollfe-

Por Gari Kasparov:    
      Como el árbol del proverbio que cae en el bosque sin que nadie le oiga, el talento que no sale a la luz es como si no existiera. En tal caso, difícilmente lamentamos su pérdida. Sin embargo, nos lamentamos por el talento que no se desarrolla, por el talento que se descubre y luego se desperdicia.  Nuestros mayores elogios suelen ir dirigidos, por el contrario, a aquellos que han batido y han superado a rivales con mayores cualidades genéticas que ellos. Los mayores logros los consiguen quienes suman la capacidad de esfuerzo a otras habilidades naturales.  

      El Resultado es lo que importa.- En la década de 1920, Alexander Alekhine trabajó más duro que nadie en la historia y cambió la cultura de aquel juego de caballeros.  Sus esfuerzos provocaron que los rivales a quienes venció lo tildaran a menudo de "obseso".

Alekhine                            Botvinnik 

En la década de 1940, la rigurosa mente y los hábitos de Mijail Botvinnik transformaron el juego en una profesión con dedicación exclusiva.

En la década de 1970, la extraordinaria dedicación de Bobby Fischer obligó al resto de los jugadores a emplear más tiempo a su estudio si no querían quedarse atrás. 

       La oportunidad y la preparación me convirtieron en el líder de la siguiente oleada de cambios en la década de 1980.  Mi ética de trabajo era producto del ambiente de disciplina que crearon mi madre y Botvinnik, mi maestro. Yo sentía un apetito insaciable por por prepararme las aperturas, que implicaban una combinación de investigación, creatividad y memorización.  Estudié todas las últimas partidas de los grandes jugadores y tomé buena nota de sus innovaciones, para luego analizarlas e intentar mejorarlas. Para mí, no consistía simplemente en imitarlas, consideraba los sistemas de apertura como un cauce para la creatividad.
       La preparación compensa de muchas formas.- No se trata de convertirse en un fanático 24 horas, 7 días a la semana contando cada minuto y cada segundo.  La clave está en en el autoconocimiento y la coherencia.  El esfuerzo nos compensará aunque no siempre de forma inmediata o tangible.  
           Aunque no hubiera echado mano de los frutos de mi trabajo, aquellos períodos aquellos períodos de intensa preparación fueron recompensados con buenos resultados.  Había cierta correlación casi mística entre el esfuerzo y los logros, sin un vínculo directo entre ellos.  Ir a la batalla con armas que yo creía letales me dio confianza, aunque en gran parte no legué a usarlas y probablemente no hubieran surtido efecto.
        Convertir el juego en Ciencia.- Alekhine aportó un nuevo grado de dedicación, Botvinnik me enseñó a evitar la complejidad por sí misma diciendo: " Nunca serás un Alekhine si las variables te controlan, y no al revés". Organizó sus entrenamientos sobre la base de una estricta rutina, que cubría no solamente la investigación específicamente ajedrecística, sino también la preparación física y psicológica. Fué un auténtico innovador, su sistema incluía el análisis de la fase de apertura de la partida, el estudio del estilo de los rivales, y un riguroso análisis de sus partidas que luego publicaba, de modo que otros pudieran criticarlas.
       Convertir nuestra eficacia en un objetivo.-    Alekhine y Botvinnik más adelante Fischer, fueron capaces de invertir más y más energía y luego obtener resultados positivos. Todos podemos trabajar más, pero la capacidad de mantener la eficacia en los momentos en los momentos de tensión es distinta para cada persona.  Cada uno tiene un nivel de eficacia propio en la proporción trabajo/resultados. es esencial saber qué nos motiva encontrar el modo de espolearnos para recorrer un kilómetro más.  Si la disciplina nos parece nos parece aburrida, o incluso imposible en el acelerado mundo de hoy, "debemos pararnos un momento"... y considerar que aspectos de nuestra vida podemos programar con éxito con éxito para alcanzar la eficacia.  tener una buena ética de trabajo no significa ser un fanático, significa ser consciente y luego pasar a la acción. ¿Cómo hemos pasado las horas de vigila hoy?, ¿Cómo pasaremos las de mañana?.